Fotografías captadas el 1 de marzo de 2015 durante la crecida extraordinaria del río Ebro en diversos puntos del tramo urbano del mismo y comparadas con la imagen del río con un caudal mucho más bajo. Ahora con el visor de imágenes de la web solo tienes que deslizar la barra para comprobar hasta dónde llegó el agua… impresiona, ¿verdad?